viernes, 12 de agosto de 2016

Antes de que sea tarde

Imagen de la pelicula "El árbol de la vida"

El microrrelato de esta nueva entrada de mi blog saltó a mi imaginación después de ver una película, "El árbol de la vida", con Brad Pitt entre sus protagonistas. La historia versa sobre una familia y la pérdida de un ser querido en el seno de ésta. Durante el largometraje, una parte de su argumento gira en torno a la añoranza y el remordimiento de no haber hecho algo más por ese ser para empaparnos de él y ser felices juntos, porque siempre ocurre lo mismo, llegamos demasiado tarde a estas conclusiones. A ver si sé expresar con esta composición lo que intento deciros.

Antes de que sea tarde

Volvemos a hacernos daño, amor. Nuestras vidas son simples caricias del tiempo y nos empleamos a fondo en destrozar lo que podría ser maravilloso en tan efímero espacio de vida; el supuesto perdón nos hace ser sumamente bravucones. Hoy me ha dado por pensar en el mañana, amor, en ese mañana en el que uno de los dos habrá abandonado, irremediablemente, al otro para siempre. Me ha dado terror, amor, un terror que ha amargado mi saliva y ha helado mi sangre, tal como tú lo sientes ahora, lo percibo en tu mirada. Por eso, no nos hagamos daño, amor, y aferrémonos a la dicha antes de ser eternamente aire.

© M. Carmen Rubio Bethancourt

10 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias, Mercedes. La verdad es que deberíamos aplicarnos en ponerla en práctica con nuestros seres queridos. Un abrazo y gracias por tu visita, querida amiga.

      Eliminar
  2. Como la vida misma....uno se acuerda de Santa Bárbara solo cuando truena.
    Es tremendo q nos pueda pasar por ello decir te quiero, gracias, perdón etc y comunicarse y aprender a convivir es muy necesario.
    A pesar de todo lo bien q se haga siempre nos quedará en wl tintero una mancha de sentimiento de culpa...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues toda la razón, Fernando. Siempre que perdemos algo nos decimos eso de "por qué dejé de hacer o hice esto o aquello", el arrepentimiento, pero, pienso, que todo es causa de que no sabemos vivir como deberíamos. Mil gracias por tu visita y amables palabras. Un abrazo.

      Eliminar
  3. Como muchas otras en la vida, fácil de decir y difícil llevar acabo. Pero no deja de ser una buena reflexión.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que es verdad, Maribel, pero no aprendemos y nos perdemos las mejores, eso sí, al final viene el arrepentimiento y ya es demasiado tarde. Muchas gracias por visitarme, querida amiga.

      Eliminar
  4. Hay cosas que hay que decirlas con mucha frecuencia y no dejar pasar el tiempo ni la oportunidad para corregir nuestros fallos. Bellas y profundas palabras.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Josep. Me alegro que te haya gustado. Un abrazo, amigo.

      Eliminar
  5. Muchas gracias, Manuel. Un abrazo, amigo.

    ResponderEliminar